Perspectivas a la hora de buscar soluciones

Los últimos estudios indican que los problemas nos resultan más faciles de resolver si no nos afectan, sino que afectan a otros. En un experimento publicado en Personality and Social Psychology Bulletin de febrero del 2011 muestran evidencias de que existen más probabilidades de éxito si se resuelve un problema en favor de otra persona.

Estos resultados pueden darse por las diferencias en el papel de las emociones, ya que si nos afecta a nosotros las emociones se ven más implicadas y pueden influir enormemente en el razonamiento que usemos.

Entonces, ¿cómo podemos aplicar esto a nuestra vida diaria? Muy sencillo: cuando tengamos que tomar una decisión o resolver un problema que nos afecta a nosotros mismos, debemos coger aire y respirar, alejarnos emocionalmente de la cuestion en particular, y siendo los mas sinceros posibles y con la mayor objetividad que podamos alcanzar, preguntarnos: ¿qué le aconsejaría a un amigo con este mismo problema?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *