Tags para prepararse una entrevista de trabajo

Para intentar darle una vuelta a todas las áreas de nuestra vida en esta primera semana de vuelta a la actividad, a continuación vamos a intentar dar algunas pinceladas para preparar una entrevista de trabajo y saber controlar esos nervios que nos suelen dar.

Lo primero de todo, cuando recibimos la llamada para hacernos una entrevista, ésta ya cuenta, por lo que tenemos que cuidar la impresión que damos por teléfono. Es importante hablar sentado, tranquilo, sin comer ni beber, ni mascar cicle ni fumar… todo esto se nota a través del teléfono. Tenemos que parecer formales, serios… A todos nos alegra saber que nos dan una oportunidad, pero esa alegría tiene que ser contenida por teléfono (no nos vamos a poner a gritar…). Antes de colgar debemos confirmar los datos: lugar, hora…etc.

Antes de la entrevista, hay ciertas cosas que nos pueden ayudar a prepararla y a sentirnos seguros. Ten en cuenta que el examinador o entrevistador, también va a preparar la entrevista.

  • Conoce todo lo que puedas de la empresa
  • Estudia tus aptitudes, tu experiencia y tu formación
  • Lleva el currículum y conócelo perfectamente, ya que se basarán en él
  • Hazte una relación de tus puntos débiles y prepara argumentos para defenderlos
  • Si te citan por escrito, lo correcto es que llames para confirmar tu asistencia
  • No acudas con gafas oscuras
  • Comprueba tu apariencia (evita ropa llamativa; bien vestido/a, limpio/a y afeitado)
  • Ve solo/a
  • Llega pronto (5 minutos antes) 

Durante la entrevista, concentráte en dar buena impresión, pero sin ser hipócrita o falsear tu personalidad. Se tu mismo, pero vendiéndote bien.

  • Saluda al entrevistador con una fórmula convencional: Buenas tardes Sr. Ruiz
  • Siéntate derecho/a, ni al borde de la silla (inseguridad), ni repantingado/a (falta de respeto)
  • Saluda con un apretón de manos y sonríe, mirándole a los ojos
  • No te sientes hasta que te lo digan
  • No tutees si no te lo indican
  • Estáte atento/a y simpático/a
  • Evita ponerte nervioso/a y los gestos que lo indiquen como morderte las uñas, golpear con el boli en la mesa, agitarte en el asiento…
  • No fumes
  • No interrumpas
  • Mira al entrevistador a los ojos, pero sin intimidar
  • Deja que él tome la iniciativa
  • No hables demasiado, ni demasiado poco. La entrevista tiene que ser un ida y vuelta.
  • Cuida tu lenguaje
  • No peques de agresivo/a ni de sensiblón/a
  • No te aproximes mucho a él
  • No pongas los codos encima de la mesa del entrevistador
  • No cruces los brazos, puede parecer que estás a la defensiva
  • Si te ofrecen una bebida puedes aceptar pero, que no sea alcohólica. Lo mejor es pedir agua. 

A la hora de responder a las preguntas que el entrevisador te vaya realizando ten en cuenta lo siguiente:

  • Responde clara y brevemente
  • Di siempre la verdad
  • Si te preguntan sobre ti mismo/a, enfatiza tu formación, experiencia y resultado de tus trabajos
  • No uses palabras rebuscadas
  • No respondas con evasivas o dudas, ni con monosílabos
  • No esperes demasiado tiempo para responder, podría parecer síntoma de distracción
  • No utilices expresiones tajantes «siempre, nunca», ni utilices latiguillos «osea», «este», «bueno»…
  • Muestra entusiasmo por el trabajo, pero no lo supliques
  • No hables mal de las empresas en las que has trabajado
  • No te niegues a responder preguntas, a no ser que no tengan que ver con tu valía en el puesto de trabajo. 

Pero siempre, siempre, ve con una actitud positiva, como si ya te hubieran dado el trabajo. Así conseguirás que el otro sienta que te ves trabajando allí, y que vas a sumar en la empresa.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *